sábado, 23 de marzo de 2013

Escuela y semanas de evangelización


  Finalizada la Escuela de Evangelización[1] en febrero –y tal como estaba previsto por nuestro obispo, Don Juan Antonio, en su carta pastoral con ocasión del Año de la Fe– algunos seminaristas participamos en las semanas de evangelización en Cuaresma, que era el objetivo final de la Escuela.
  La misión se realizó en doce parroquias de la diócesis: La Asunción de Nuestra Señora de Brea de Tajo (del 17 al 24 de febrero), San José Obrero de Coslada (del 24 de febrero al 3 de marzo), La Purificación de Nuestra Señora de San Fernando de Henares (del 3 al 10 de marzo), Santo Domingo de la Calzada y la Inma

culada de Algete (del 3 al 10 de marzo), Nuestra Señora de la Asunción de Algete (del 3 al 10 de marzo), San Isidro de Alcalá (del 10 al 17 de marzo), La Asunción de Nuestra Señora de Torres de la Alameda (del 10 al 17 de marzo), Nuestra Señora de la Concepción de Morata de Tajuña (del 10 al 17 de marzo), La Purísima Concepción de Ajalvir (del 10 al 17 de marzo), Nuestra Señora de la Soledad de Torrejón de Ardoz (del 10 al 17 de marzo), San Pedro y San Pablo de Coslada (del 17 al 24 de marzo) y Santa Mónica de Rivas (del 17 al 24 de marzo).
  Las semanas de evangelización, en general, tuvieron el siguiente esquema (actos centrales):
·     DOMINGO 1: Inicio de la misión con la acogida pública de la Cruz.
·     LUNES y MARTES: Visita por las casas, el pueblo, las zonas del barrio, locales, etc.
·     MIÉRCOLES: Acto penitencial.
·     JUEVES: Adoración eucarística.
·     VIERNES: Viacrucis en la calle.
·     SÁBADO: Por la mañana, encuentro catequético-kerygmático (al que se invitó durante toda la semana a participar a niños, mayores, parroquianos, alejados, padres de catequesis... y todo el que quisiera venir). Comida comunitaria y, por la tarde, rosario en la calle con procesión y vigilia eucarística con evangelización por la calle.
·     DOMINGO 2: Cierre de la misión con una eucaristía solemne.
  El resultado final de las semanas ha sido muy positivo: muchas personas acudieron por primera vez a recibir los sacramentos de la penitencia y de la eucaristía, y los fieles, en general, nos han transmitido su agradecimiento por las semanas, pues han fortalecido su fe.
  Rezamos para que los frutos de estas misiones sigan produciéndose a lo largo de este año.




[1] Ver crónica de octubre de 2012: Lectio Inauguralis de la Escuela de Evangelización.

jueves, 21 de marzo de 2013

Torneo de fútbol de la UESD

Foto de equipo del Seminario de Alcalá de Henares.
  Todos los años en la Universidad Eclesiástica San Dámaso se celebra un torneo de fútbol para todos los alumnos, en el que, como no podía ser de otra manera, participamos también los seminaristas de Alcalá, junto con los compañeros de otros seminarios y centros de formación sacerdotal como los seminarios de Madrid, de Getafe, el misionero neocatecumenal “Resemptoris Mater”, de “Servis Trinitatis” y de los Discípulos de los Sagrados Corazones de Jesús y de María.
  Fue un momento especial en el que, entre partido y partido, estrechamos los lazos de amistad entre nosotros y entre los demás seminaristas, unidos en este caso por el deporte.

sábado, 9 de marzo de 2013

Retiro mensual de Marzo


  Un sacerdote de nuestra diócesis, el párroco de Nuestra Señora de Belén, en Alcalá de Henares, llamado Ramón, nos predicó el retiro del mes de Marzo, ya inmersos en el tiempo de Cuaresma.
D. Ramón junto a los seminaristas en la capilla.
El tema de la primera meditación fueron las tentaciones de Jesús en el desierto, exhortándonos D. Ramón a buscar con Jesús el verdadero sentido de la vida, lo que de verdad importa, en el desierto, que es el lugar de la soledad y de la carencia, pero también del encuentro con Dios, cuando nada más se interpone entre el hombre y Él. Así, el desierto y los 40 días nos recuerdan momentos de especial cercanía de Dios y también de lucha y de soledad, como Noé en el Arca o Elías e Israel en el desierto. De esta manera, puso como ejemplo al eremita san Antonio, a quien el demonio le muestra todas las tentaciones con que ataca al hombre. El santo, ante semejante espectáculo de perdición, se pregunta quién puede salvarse de ellas siendo nosotros tan débiles y pecadores. En ese momento, Jesús le dice al santo que lo que vence todo eso es la humildad. En efecto, sólo Jesús cumplió, siendo obediente hasta la muerte de cruz, la “Shemá”, el mandamiento central del Antiguo Testamento, contenido en Dt 6, 4-9, poniendo a Dios en el centro de su vida siempre, que es en lo que consiste la verdadera humildad, como la de María la madre del Señor.
Momento de adoración durante el retiro.
Durante la homilía de la Eucaristía nos llamó a la conversión de una fe superficial como la del fariseo del Evangelio de ese día, externa y superficial, sino que gritemos desde lo más profundo de nuestro corazón a Dios reconociéndonos como somos, aceptándonos y dejándole a Dios actuar en nuestra vida.
La meditación de la tarde giró en torno a la relación entre María y la Eucaristía, reconociendo el papel fundamental que tiene la Virgen y el lugar central de la Eucaristía para un sacerdote. En efecto, el presbítero debe tener la humildad de María, trayendo a Dios al mundo y dejándolo actuar a Él, y vivir al mismo tiempo de la fuente de la verdadera vida, que es el Santo Sacrificio del Altar.
Quisiéramos expresar nuestro agradecimiento al padre Ramón por su tiempo y su predicación, y rezamos para que su ministerio en la parroquia de Belén de muchos frutos de santidad.

                           

sábado, 2 de marzo de 2013

Encuentro diocesano de niños en Torres de La Alameda


Eucaristía presidida por D. Juan Antonio.

  Como cada año, el primer sábado del mes de marzo en nuestra Diócesis de Alcalá de Henares, se celebró el Encuentro Diocesano de Niños. En esta ocasión, la parroquia encargada de acoger dicho evento ha sido la Asunción de nuestra Señora, parroquia de la localidad de Torres de la Alameda.
  El encuentro comenzó con la acogida de todas las parroquias asistentes en el recinto ferial del pueblo, donde un grupo carismático de nuestra diócesis fue acogiéndoles con cantos y bailes, al igual que un grupo de jóvenes de diferentes parroquias se encargaron de ir apuntando a todos los grupos que iban llegando.
  Tras la acogida por parte del párroco de Torres, D. Fernando Ignacio Altolaguirre, y por el Vicario General de nuestra diócesis, D. Florentino Rueda, los catequistas de las parroquias impartieron la catequesis referida al Año de la Fe, año convocado por el Santísimo Padre el papa Benedicto XVI.
  Concluida la catequesis nos dirigimos todos a la parroquia del pueblo, donde celebramos la Santa Misa presidida por nuestro Obispo D. Juan Antonio.
Tiempo de catequesis en la explanada del Recinto Ferial.
Tras la bendición, llegó el momento de la comida, que tuvo lugar en el parque del Calvario, pequeño montículo de la localidad donde los niños pudieron comer y jugar, disfrutando a la vez de un día maravilloso.
  El encuentro finalizó con un pequeño taller manual que consistía en recortar y pintar la imagen de Dios Padre y Dios Hijo. Al concluir, D. Alberto Raposo, delegado de Infancia y Juventud nos dio la bendición y con ella, marchamos todos de vuelta a nuestras ciudades y pueblos.
  Damos gracias a Dios por este encuentro tan bonito donde hemos podido ver como algo más de un millar de niños ha podido compartir su fe con otros niños de su misma diócesis.