jueves, 14 de mayo de 2015

Manuel García


Manuel, ¿ha habido alguna novedad este año en Semana Santa en el Seminario?

Sí, algunos seminaristas hemos podido realizar una experiencia nueva. Los años anteriores fuimos a la parroquia donde estábamos de pastoral y vivimos allí todas las celebraciones de esos días santos, regresando cada día al seminario; mientras que la novedad de este año ha estado en que –aparte de poder estar en dichas celebraciones– también hemos podido convivir con nuestros sacerdotes, ya que comíamos –y hasta dormíamos– en sus casas.

A ti, ¿dónde te ha tocado?

En mi caso, yo pasé todos esos días en la parroquia de San Pedro y San Pablo de Coslada, junto a mi párroco, D. Arturo López Nuche, y su coadjutor, D. Isidro Maldonado.

¿Cómo has vivido esta experiencia?

Desde un primer momento, pude experimentar cómo la Iglesia es una verdadera familia, en su acogida y en su trato para conmigo por parte de los sacerdotes y de la comunidad. Otro aspecto muy bueno de esta novedad es que, al no tener que desplazarnos todos los días desde Alcalá hasta la parroquia, he podido pasar más tiempo con el Señor y vivir mejor los misterios celebrados estos días. Algo que me ha ayudado mucho ha sido poder pasar tanto tiempo con los sacerdotes de la parroquia, esas conversaciones que hemos podido compartir, su testimonio de vida y de ministerio sacerdotal, del que he podido aprender muchísimo y recibir un impulso renovado para mi preparación para este ministerio.

¿Has aprendido o conocido algo nuevo durante el Triduo Pascual en la parroquia?

Al igual que hemos compartido tantas cosas con los sacerdotes, también han sido unos días en los que he podido conocer más a la comunidad de esa parroquia, hablar con muchos miembros de ella, ayudar a preparar las celebraciones y la liturgia con los colaboradores más estrechos de la parroquia. Por todo ello, lo único que ahora puedo hacer es dar muchísimas gracias a Dios por todo lo vivido esos días y por cada una de las personas con las que he podido convivir todo ese tiempo.